INFRASONIDO

El Infrasonido, el Sonido de los Fantasmas
 
El infrasonido, a veces conocido como el sonido de baja frecuencia, es un sonido que es más baja en la frecuencia de 20 Hz (Hertz) o ciclos por segundo, el límite “normal” de la audición humana. Al escuchar se convierte gradualmente menos sensible a medida que disminuye la frecuencia, por lo que los seres humanos perciben el infrasonido, la presión acústica debe ser lo suficientemente alta. El oído es el órgano principal para la detección de infrasonido, pero a intensidades más altas es posible sentir las vibraciones de infrasonido en diversas partes del cuerpo.
El estudio de tales ondas de sonido se refiere a veces como Infrasonics, que cubren sonidos por debajo de 20 Hz a 0.001 Hz. Este rango de frecuencia se utiliza para el seguimiento de terremotos, trazando las formaciones rocosas y de petróleo por debajo de la tierra, y también en balistocardiografía y seismocardiography para estudiar la mecánica del corazón. El infrasonido se caracteriza por una capacidad de cubrir grandes distancias y obtener alrededor de obstáculos con poca disipación.

 
Las personas que han visitado lugares encantados hablan de lugares fríos, sensaciones de escalofrío y pavor. Algunos investigadores piensan que estas sensaciones podrían estar causadas por lo que se conoce como infrasonido.

¿Qué es entonces el infrasonido?. El sonido se mide por la frecuencia, tono, y la amplitud, volumen. La frecuencia se mide en Hercios, Hz. El infrasonido es un sonido de frecuencia extremadamente baja, entre 1 y 20 herzios. El infrasonido apenas se suele oír, pero afecta al cuerpo humano. Puede causar náuseas, ansiedad y escalofríos. Algunos investigadores piensan que podría afectar incluso a la visión, por las vibraciones del globo ocular.

Además, los investigadores tienen la teoría de que una parte de la población humana es hipersensible a los infrasonidos. Los infrasonidos pueden ser producidos de forma natural por las avalanchas, los terremotos y los fenómenos meteorológicos.

En abril de 1998, la Revista para la Sociedad de la Investigación Psíquica publicó un trabajo que llevaba por título El Fantasma en las Máquinas, por el profesor Vic Tandy de la Universidad de Coventry. Tandy describe las experiencias de trabajo en su laboratorio médico.

 

Los compañeros de trabajo se quejaron de escalofríos y una escalofriante sensación en el laboratorio. Una limpiadora renunció a seguir trabajando allí después de haber visto algo. Una vez, trabajando solo de noche en el laboratorio, Tandy tuvo la sensación de estar siendo vigilado. Una sombra apareció en su campo de visión. Sin embargo, al volverse, la sombra desapareció.

Pero lo que los seres humanos experimentan con el sonido es, en realidad, una onda de presión que viaja a través de la atmósfera. Tandy descubrió que en su laboratorio se producían sonidos de 19 hercios.

El Centro de Información Turística de la ciudad de Coventry se halla junto a la Catedral, en un sótano del siglo XIV. La bodega fue descubierta durante la construcción del Centro, y los constructores descubrieron que estaba conectada mediante un pasillo subterráneo. Este centro ofrece visitas guiadas a la bodega, y algunos visitantes hablan de que han sentido la presencia de algo allí abajo. Un periodista llegó a afirmar haber visto un rostro fantasmal por encima de su hombro. Tandy colocó sus equipos de medición del sonido en la bodega y descubrieron que se producían sonidos de 19 hertzios, sonidos fantasmas.

En mayo del 2003, el Doctor Richard Lord, científico acústico del Laboratorio Nacional de Física en Inglaterra, y el profesor Richard Wiseman, psicólogo de la Universidad de Hertfordshire, llevaron a cabo un experimento: – El Doctor Lord y sus colegas organizaron un concierto para 750 personas. Se llevaron a cabo cuatro piezas de música. Sin avisar a los espectadores, el Doctor Lord utilizó un tubo de siete metros para producir infrasonido durante dos de las canciones. Al terminar el concierto, la mitad de los espectadores afirmó haber sentido algo de miedo y escalofríos ante precisamente esas dos canciones-.

Los infrasonidos son también normalmente producidos por el cuerpo humano, por ejemplo los músculos al resbalar unos sobre otros para permitir movimientos pueden producir infrasonidos de 25 Hz, el corazón produce infrasonidos en torno a los 20 Hz, incluso las orejas provocan infrasonidos (emisión otoacústica espontánea).

 
 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s