La muñeca maldita

Mi abuelo era el único chico de 5 hermanas a las que le encantaba molestar.

Un día, su broma le costó cara. Marta, la pequeña, tenía una muñeca de porcelana a la que adoraba. Una noche, mi abuelo se la quitó y la guardó bajo su cama pero, al meterla allí, a la muñeca se le perdió una pequeña medallita que llevaba.

Al otro día, ¡Marta había desaparecido! Él pensó que se habría escapado a buscar la muñeca al río, pero fue allí y no la encontró. Volvió a su cuarto lleno de culpa ¡y casi se muere del susto!

La muñeca estaba sobre la cama con una nota:

«Devuélveme mi medalla y yo te devolveré a tu hermana».

¡Acabó buscando la medalla como loco! La encontró bajo la cama y se la puso a la muñeca. Entonces llamaron a la puerta, habían encontrado a Marta en el río. Había estado a punto de ahogarse.

Mi abuelo le devolvió su muñeca y prometió que jamás se la quitaría. Pero cada mañana, al despertarse, la muñeca aparecía a un lado de su cama… Así jamás olvidaría lo ocurrido.

Yo jamás hubiera oído la historia si aquel día no se me hubiera ocurrido tocarla. Mi abuelo me avisó, pero era tarde. Por cierto, la muñeca está ahí, detrás de nosotros.

Espero que a nadie se le ocurra tocarla…

FUENTE: http://www.superpop.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s